Tipsparaseduciraunamujer.com

Secretos, trucos y consejos para ser el hombre ideal

Cómo aumentar la productividad en un 40% Matando estas 5 actividades que consumen más tiempo

¿Conoces a alguien que sea efectivo el 100% de su tiempo? ¿Alguien que no pierda el tiempo en aplicaciones móviles, charlas y programas de televisión sin sentido? Nadie es productivo hasta el punto de que “el trabajo es todo lo que hago”. Si hay un hombre así, hay algo malo en él.

Dicho esto, la pregunta es: ¿debemos hacer las paces con nuestra personalidad propensa a la dilación? ¿Deberíamos seguir la corriente?

Todo el mundo debe hacer un esfuerzo para ser lo más productivo posible. Una mayor productividad significa mejores ganancias, pero también más tiempo libre. ¿Más dinero y más tiempo? Eso sólo puede significar una cosa: mejor estilo de vida .

Permítanme compartir mi ejemplo personal: Conseguí aumentar mi productividad en un 40% tomando medidas específicas. ¿Cómo diablos medí eso?

Bueno, la actividad que más me consumía del día (trabajo), solía llevarme 8 horas. Al eliminar las actividades que me impedían completar más trabajo en menos tiempo, me toma menos de 5 horas completar el mismo volumen de trabajo. Así que sigo ganando la misma cantidad de dinero al día, pero trabajo un 40% menos cuando se mide en tiempo.

¿Cómo logré ese objetivo? Fácil: Maté 5 actividades que consumían mucho tiempo y que estaban arruinando mi potencial productivo.

1. Matar los medios sociales

Permítanme compartir una herramienta bastante impresionante que les permite determinar sus hábitos de navegación: Rastreador de Webtime. Es una extensión de Google Chrome que funciona de una forma muy sencilla: mide tus actividades en línea.

Si pensabas que sólo pasabas 10 minutos al día en las redes sociales, ¡piénsalo de nuevo! Probablemente estás gastando mucho más.

Antes de usar Webtime Tracker, creía que el trabajo era mi actividad que más me consumía a lo largo del día. Eso es cierto. Yo estaba pasando la mayor parte de mi tiempo haciendo trabajo. Sin embargo, perder tiempo no es lo mismo que perder tiempo. Cuando se combinan actividades que consumen mucho tiempo con actividades que hacen perder tiempo, se está en camino a un desastre.

Más y más gente se está involucrando en una actividad que puede ser practicada en cualquier lugar, en cualquier momento. Eso es Facebook, y yo era culpable de los cargos.

Facebook es gratuito, cómodo y divertido. Se alimenta constantemente con información que mata el aburrimiento durante las horas de oficina. Una encuesta de Sprout Social reveló algo que ya habíamos asumido: El 70% de las personas revisan los medios sociales mientras están en el trabajo. El 20% dice que dedica más de una hora a las redes sociales y el 10% dedica más de dos horas a esa actividad.

Las estadísticas son devastadoras, ¿no? Tal vez no perteneces al grupo de personas que pasan demasiado tiempo en Facebook. Sin embargo, no puede estar seguro hasta que lo compruebe.

  • Utilice Webtime Tracker para ver cuánto tiempo pasa en las redes sociales.
  • Cuando seas consciente de este mal hábito, te será más fácil eliminarlo.
  • Empieza por pasar cada vez menos tiempo en Facebook cada día. Si has rastreado dos horas, date una hora para las redes sociales hoy. Con el tiempo, usted ganará suficiente fuerza de voluntad para eliminar el uso de los medios de comunicación social a lo largo de las horas de trabajo.

2. Mantener a raya los chismes de la oficina

Algo sospechoso está pasando en la oficina todo el tiempo. Usted y un colega cercano, a quien puede llamar con seguridad su amigo, están constantemente dándose esas miradas . Siempre que pasa algo raro entre los otros trabajadores, estás chismorreando todo el día.

¡Esto tiene que parar!

Investigadores de la Universidad de Salford encontraron que la práctica de cotillear en el trabajo baja la moral de los trabajadores. Eso significa que están menos dispuestos a hacer su trabajo. Se descubrió que la productividad de alrededor de una sexta parte de los trabajadores se veía afectada por los chismes.

Oye, te entiendo. Mantenerse alejado de todos los chismes es un trabajo duro. Cuando todo el mundo habla de algo, ¿cómo puedes no ser parte de ello?

Requiere mucho esfuerzo, pero es posible. Acepta mis consejos para eliminar esta actividad que consume mucho tiempo:

  • Concéntrese en una conversación positiva y breve con sus colegas. Pregúnteles sobre su día. Si necesitan ayuda con el trabajo, estén ahí para ellos. No hables de personas que no son parte de la conversación, a menos que eso sea importante para el trabajo y no sean chismes reales.
  • No comparta demasiada información sobre usted. Así es como evitarás los chismes sobre ti.
  • Deja de preocuparte por los esfuerzos románticos de los demás. “¿Quién tuvo sexo con quién?” es el tipo más común de cotilleo en la oficina. Levántate por encima de él.

Cuando dejes de formar parte de estas “políticas de oficina”, estarás mucho más centrado en lo que importa: tu trabajo.

3. Olvídese de la multitarea

¿Crees que ahorrarás mucho tiempo si trabajas en ese importante correo electrónico mientras mantienes una conversación con tu jefe? ¿Crees que puedes trabajar en ese importante informe de negocio y en la retroalimentación anual simultáneamente?

Piénsalo de nuevo!

La multitarea está sobreestimada. Sólo una pequeña minoría de personas (2,5% de ellas, para ser exactos), son los llamados supertareas. La mayoría de las personas fracasan en los desafíos de la multitarea, y hay una razón por la cual: el cerebro no está diseñado para realizar múltiples tareas a la vez. Pierde su enfoque, y eso puede llevar a una alteración de la salud mental a largo plazo. No estoy bromeando, es neurociencia.

Es hora de abandonar sus esfuerzos de multitarea y concentrarse en una actividad mucho más productiva: monotasking .

Establezca un programa diario que le permita cubrir una tarea a la vez. Cuando esté trabajando en una tarea en particular, ¡concéntrese en ella! No permita que ninguna distracción se interponga en el camino y trate de no pensar en las tareas restantes de la lista. Se necesita tiempo y esfuerzo para alcanzar ese estado de enfoque, ¡pero usted puede hacerlo! Notarás que te estás volviendo mucho más productivo como resultado.

4. Dejar de decir Sí Todo el tiempo

¿Sabía que decir “sí, seguro” todo el tiempo era la actividad que más tiempo consumía en su lista? Bueno, es hora de tener algo de autoconciencia.

Tómalo de una persona que solía pasar horas al teléfono por día porque tenía que cuidar de todos, todo el tiempo. ¿Familia con problemas financieros? A mí es a quien se quejan. ¿La novia necesita que la lleven al otro extremo de la ciudad? “¡Estoy aquí para ti, nena!” ¿El jefe tiene problemas personales? Es curioso, solía hablar conmigo durante horas sobre ello. ¿El jefe necesita a alguien que haga trabajo extra? ¡Adivina en quién está pensando!

Decir sí todo el tiempo le distrae de su horario habitual. Es literalmente imposible estar concentrado en tu trabajo cuando la gente te está exigiendo algo todo el tiempo.

Oye, no estoy diciendo que deberías aislarte en una pequeña burbuja, hacer tu trabajo y dejar de preocuparte por los demás. Sólo digo que tú eres tu prioridad y no debes permitir que nadie te la quite.

Cuando te veas obligado a participar en más actividades y quieras retribuir, ¡hazlo! Sin embargo, cuando las peticiones de la gente afectan a su productividad, usted tiene que conocer sus límites.

  • Cuando alguien te pide un favor y no puedes hacerlo, sólo tienes que decir no . Es así de simple! Explica que ya tienes demasiado trabajo y que no es posible ayudarlos sin afectarte a ti mismo de una manera negativa.
  • Cuando tu jefe te da una carga de trabajo abrumadora, no lo aceptes. Explique que su horario actual ya está ocupado, y que no hay manera de que usted pueda tomar más sin afectar la calidad del trabajo. Ciertamente quieren calidad, así que lo entenderán.

5. Organice su tiempo de correo electrónico

Según la información proporcionada por SaneBox, sólo el 38% de los mensajes en una bandeja de entrada media son relevantes e importantes. Además de este hecho, hay que tener en cuenta que los correos electrónicos son una pérdida de energía. En promedio, se necesitan 64 segundos para que alguien se recupere de una interrupción de este tipo, independientemente de la importancia del mensaje.

La extensión Chrome que mencioné al principio de este artículo, Webtime Tracker, te mostrará cuánto tiempo pasas escribiendo y respondiendo a los correos electrónicos. Para mí, fueron dos horas. El problema era que no todos esos correos electrónicos eran esenciales.

Piensa en el número de correos electrónicos no esenciales que puedes eliminar de tu bandeja de entrada todos los días. No tienes que responder a cada mensaje si ya has aclarado las cosas. Si un amigo de la escuela secundaria está escribiendo un correo electrónico para ponerse al día, no responda durante las horas de trabajo. Deje todos los correos electrónicos personales para más tarde. Mejor aún: llame a esas personas en lugar de enviarles mensajes. Lo más probable es que la conversación continúe para varios correos electrónicos. Se ahorrará mucho tiempo si simplemente habla con ellos.

Si puede delegar parte de los correos electrónicos relacionados con el trabajo, hágalo. Si usted está en una posición de liderazgo, pídale a un asistente que filtre los mensajes, para eliminar el tiempo que pierde en ellos. Desuscribirse de todos los boletines de noticias por correo electrónico que nunca se comprueban. Incluso si eliminas esos mensajes al instante, ensucian tu bandeja de entrada y siguen agotando tu energía.

El objetivo es invertir esfuerzos sólo en los mensajes esenciales; todo lo demás es una pérdida de tiempo.

Todos somos culpables de invertir más tiempo del necesario en actividades que consumen energía. Si identifica estos hábitos y hace todo lo posible por eliminarlos, notará una diferencia significativa en sus niveles de productividad. Eso sí que vale la pena!