Tipsparaseduciraunamujer.com

Secretos, trucos y consejos para ser el hombre ideal

Cómo dejar de preocuparse por lo que la gente piensa de ti y finalmente ser libre

¿Qué hacer si estás demasiado molesto con las opiniones que otros tienen sobre ti?

Está bien si te preocupas por los demás y sus pensamientos sobre ti. Sin embargo, ¿hasta qué punto está bien?

Todos nosotros queremos ser aceptados y amados por los demás, ya que así es como funciona la psicología humana. Al mismo tiempo, cuando usted está colgado de esto, entonces puede conducir a una verdadera lluvia radiactiva personal. En general, nunca puedes estar 100% seguro de que has adivinado correctamente cómo te percibe la gente. Usted está probablemente poseído con las opiniones de otros si:

Usted puede fácilmente ignorar sus propios deseos y valores sólo para complacer a otra persona;

  • Nunca diga “no” incluso cuando sea necesario;
  • Trate de probar que usted encaja;
  • Cree en cualquier cosa que escuches de otros sobre ti;
  • Nunca corra riesgos;
  • Tener dificultades para tomar decisiones;
  • Cree que a la gente no le gustas o que tienes algo en contra sin razones obvias.

Cuando te preocupas por las opiniones de los demás, te quedas atrapado en esto hasta que las cosas muy poco saludables como la autoduda e incluso el autodesprecio aparecen. Por supuesto, ser completamente sociópata e ignorante sobre otras personas no es nada mejor. Entonces, ¿cuál es el balance aquí y cómo encontrarlo?

La autorreflexión y la inteligencia emocional nos ayudan a ser conscientes de nuestra posición en la vida de los demás sin estar poseídos por ellos.Conocerse bien a sí mismo puede ser una de las mejores maneras de aumentar su confianza. He aquí cómo puede mejorar significativamente las cosas y dejar de malgastar su energía interior.

La gente no piensa mucho en ti

Y créeme, es un hecho muy aliviador.

De hecho, estamos acostumbrados a escuchar la voz de nuestro policía interior, que ve cada paso que damos y critica nuestros errores sin cesar. Los analizamos una y otra vez, vigilando nuestros fracasos y éxitos.

Es un error pensar que otras personas son tan atentas como lo es tu crítica interna. En realidad, a la mayoría de ellos no les importan tanto tus errores o tus pequeñas victorias. Ellos tienen sus propios errores y victorias para sobrepensar, igual que tú.

En realidad, sólo unas pocas personas de su entorno social notan y juzgan su actividad. Te sentirás mejor cuando te des cuenta de que al menos un círculo de personas que necesitas considerar es diez veces más pequeño de lo que has pensado. Garantizado.

No puedes complacer a todo el mundo

Esto suena obvio, pero no hay forma de que le gustes a todos en la Tierra. Incluso entendiendo esto en teoría, inconscientemente tratamos de tomar el lado correcto con todos los que nos encontramos, porque es mucho más cómodo y seguro saber que la gente tiene una actitud positiva hacia ti que negativa.

Incluso tenemos estrategias personales especiales de complacer a la gente, tratando de ser alguien objetivamente agradable. Bueno, considerando el hecho de que casi todas las demás personas actúan de la misma manera, en la mayoría de los casos, nos comunicamos de una manera que nos deja tranquilos pero sobre todo sin saber quiénes somos realmente.

Atrévanse a ser ustedes mismos y verán muy pronto que una versión auténtica de ustedes es mucho mejor que una persona que trata de ser más amable de lo que es.

Trate de desarrollar una visión saludable de sí mismo

Una visión saludable de ti mismo significa que conoces y aceptas tu personalidad con todos sus aspectos negativos y positivos. En una palabra, es un arte de ser honesto contigo mismo y trabajar en tus lados débiles. Cuando seas consciente de tu verdadera personalidad, nadie podrá destruir tu confianza en ti mismo.

Por supuesto, es casi imposible conocerse a sí mismo desde la base en cada momento en particular, porque la gente cambia y trata de salvarse de alguna verdad desagradable. Al mismo tiempo, cuanto más sepas sobre ti mismo, tus razones reales para hacer algo, tu éxito y tus decepciones, mejor te sentirás y más fácilmente podrás cambiar las cosas en tu vida.

Si usted ya sabe quién es, entonces probablemente no reaccionará dolorosamente ante la crítica o la opinión negativa de alguien sobre usted. Pueden tener razón o no y eso es todo. Nada de qué preocuparse.

Las acciones son más valiosas que su apariencia

En lugar de tratar de averiguar lo que otras personas piensan de ti y de los resultados de tu trabajo, cambia tu enfoque en la actividad en cuestión. Prestar atención a algo que realmente importa en tu vida es extremadamente importante y cuando lo haces, empiezas a actuar y a comportarte de forma más natural.

Ninguna crítica puede preocuparte si sabes lo que estás haciendo y por qué. Por el contrario, si realmente lo sabes, la crítica puede servirte como un buen consejo. Una vez más, si es inadecuado, lo notará de inmediato.

Comunicarse con las personas que le apoyan

Es importante que cada persona tenga a alguien que pueda dar una retroalimentación positiva y justa. Cuando hay una persona que se preocupa por ti pero no tiene razones para halagarte o rebajarte, es importante que te mantengas en contacto con ella.

Necesitamos a alguien que nos apoye y sea honesto a nuestro lado, ya que así es como podemos reevaluar nuestras acciones y sus resultados. Por ejemplo, los escritores profesionales, artistas, empresarios y otras personas activas valoran estos contactos sobre todo porque proporcionan una comprensión adecuada de lo que hacen sin sobreestimarlos ni subestimarlos.

Estar poseído con las opiniones de los demás puede impedirle vivir una vida sana y libre. Es muy difícil ser tú mismo cuando sólo piensas en complacer a los demás. Piensa en ello y haz lo mejor que puedas para ajustar tu percepción!